Los niños verdes que aparecieron de la nada 08 may 2018

Leyenda de Europa. Los dos niños verdes llegados de otra dimensión, que se aparecieron de la nada. En España se le conoce como “los niños verdes de Banjos” y en Inglaterra “los niños verdes de Woolpit”. Se cuenta, que los niños vinieron de una “cuarta dimensión”, experimentos científicos hechos bajo tierra, también, una alternativa “anti” dimensión con la teoría de la tierra hueca y sus habitantes.

Los niños verdes de Banjos. Los campesinos mientras levantaban frutos oyeron unos gritos de miedo, eran unos niños junto a una cueva, que estaban abrazados temerosos, tenían unas ropas hechas de una extraña tela metálica, ellos tenían un color verde. Fueron llevados a la casa de un hombre importante del poblado, cuando hablaban no se le entendía porque hablaban una lengua desconocida, a la hora de la comida se negaban a comer y beber algo. El niño enfermó no aguanto y murió, la niña se puso a comer una dieta de verduras y semillas crudas se recuperó y se salvó. La niña vivió 5 años más en el pueblo y su piel cambió de color a un tono caucásico.

Los niños verdes de Woolpit

Corría el siglo XII, fue en un lugar cerca de Woolpit en Inglaterra. Se cuenta, sobre dos hermanos que tenían la piel verde que aparecieron y llegaron al poblado solos, hablaban un idioma desconocido, solo comían verduras verdes fue en la época de la cosecha, en el reinado del Rey Esteban. Los aldeanos descubrieron a los niños a lado de unos pozos de lobos (agujeros que los hombres hacían, para que los coyotes no se comieran el ganado). Su piel era verde ellos se comunicaban en una lengua extraña, los niños fueron llevados a la casa de Richard de Caine. Los aldeanos Ralph y William eran escritores y narradores de esa época, cuentan que los niños se negaron a comer algunos días, hasta que ellos encontraron algo que podían consumir, poco a poco se adaptaron a la alimentación normal y perdieron su color de piel verde, el niño que era el más joven enfermó y murió, poco después que fueron bautizados él y su hermana. Ella aprendió el idioma y explicaba que en donde vivía, el sol nunca sale, había muy poca luz, como que siempre era, como la tarde-noche.

También, dijo, que en su mundo todas la personas eran verdes. Según William, que los niños no se dieron cuenta como llegaron a Woolpit, según ellos, iban a la ganadería de su padre cuando oyeron un estruendoso ruido que de pronto se encontraban junto a los hoyos. Según, Ralph, la chica trabajó en la casa de Richard Caine, como sirvienta y se casa con un hombre de King´ Lynn al este de Wolpit y se fue a vivir con su esposo, a ella le pusieron de nombre Agnes su esposo era un empleado de la realeza, Richard Barre, y tuvieron un hijo.

Se cuenta; que llegaron de otra dimensión o son los que viven en el centro de la tierra. La historia es contada en dos obras, Historia Rerum Anglicarana (1189) de William de Newburgh y Chronicum Anglicanum (1220). William Camdem en Britania(1586) cita estos acontecimientos.

La leyenda cobra vida, en la cultura popular en el siglo XX en el 1935 lo mencionó en el texto The Green Child de Herbert Read.

¿Te ha gustado? ¡Comparte!

Si este artículo te parece apto, digno y valioso para compartir... ¡Hazlo ahora!

Escribe tu comentario