La ciudad sumergida, un lugar de excesos

Leyenda Celta. Es una de las más antiguas, autentica herencia celta. La ciudad de Kers- Ys de origen celta narra la leyenda de una ciudad sumergida en las gélidas aguas del mar del norte. Se dice de la ciudad más bella que jamás contemplaran los hombres. Aquella que se llamó Ys. Gradlón un experto marinero y excelente estratega.

La leyenda de origen bretón, hace referencia de una ciudad sumergida. Empieza con un rey, llamado Gradlón originario de Cornualles, que era poseedor de una gran flota de barcos que navegaban en las gélidas aguas entre Kernow y el Frio norte, la gran mayoría buques de guerra con los que tenía casi aplastados a sus enemigos.

Gradlón un experto marinero y excelente estratega

Se hizo muy rico a costa de robar a sus enemigos, sus hombres combatieron con él muchos años, pero un día se rebelaron, se fastidiaron de tantas batallas, muchos murieron de frio por el crudo invierno los supervivientes muy cansados regresaron en los navíos a sus casas, así que abandonaron al rey Gradlón y los dejó marcharse, después el rey se sentía solo en esa tierra después de muchas batallas y aventuras, se sentía derrotado, por la deserción de sus hombres no por un adversario lo venciera, se sentía triste.

Gradlón notó una presencia junto a él fluyendo muchas emociones que nunca había sentido, alzó la mirada y vio una figura femenina pálida, sobre su pecho tenía un collar de plata que brillaba, de cabello rojo que le caía hasta los hombros aquella bella mujer era Malgven la reina del norte soberana de las tierras hiperbóreas, le extendió la mano a Gradlón, y el de pie frente a ella.

La reina le ofreció una propuesta

La reina le dijo; “se de ti Gradlón, eres valiente y hábil en las batallas, joven y vigoroso a diferencia de mi esposo que es viejo y decrépito su espada está oxidada y en desuso, ven conmigo juntos podríamos acabar con él y yo regresaría a tu tierra Kernow como tu esposa".

Fascinado con la mujer Gradlón ya sentía mucho amor por ella, juntos asesinaron al viejo Rey del Norte llenaron un cofre con oro y como Gradlón no tenía barcos los había perdido en la deserción de sus hombres, se fueron empleando el corcel de batalla de Malgven, llamado Morvac o (caballo de mar), aquel animal era negro y de sus ollares salían fuego en cuanto lo montaron, surcó veloz como el viento, de este modo en breve alcanzaron las embarcaciones de los hombres de Gradlón.

Gradlón tomó una nave de la flotilla navegó hasta el este, hasta los salvajes mares de la isla Brumosa. Una tormenta violenta alejó a los buques de cualquier destino conocido. Estuvieron un año entero en el mar antes que pudieran encontrar el camino a Kernow En ese viaje Malgven dio a luz a una niña llamada Dalhut, después la reina enfermó y murió.

Gradlón triste por la perdida de su amor cuando llegó a su hogar se encierra en su castillo para no salir nunca más. Su hija fue creciendo y se transformó en una linda jovencita de cabello dorado, igual que su madre estaba ligada al mar, por lo que un día le pidió a su padre que construyera una ciudadela en el mar. El padre le cumple su deseo, ordenó a cientos arquitectos, artesanos ebanistas, herreros a todos los hombres necesarios para la construcción de una nueva ciudad en una bahía.

Ys se convirtió en un lugar de excesos.

Según la leyenda, que en Dovarnenez de la costa de Bretaña se dice que para cualquier observador que se situara en la costa le parecería que las cúpulas y los tejados de la ciudad , emergen del mar. Para proteger la ciudad de la furia del mar estaba construyéndose encerrada en un enorme e impenetrable muro de piedra, su única entrada era a través de una gigantesca puerta de bronce de la que solo Gradlón tenía llave a esta construcción se le llamó Ys.

Cuando los pescadores pasaban por la nueva ciudad, podían ver a una bella mujer en la costa que jugueteaba con su hermoso cabello dorado entonaba una canción, le cantaba a las olas. Lo cierto es que Ys se convirtió en un lugar de excesos, un reino lleno de marineros que a diario había fiestas y bailes, a través de la preciosa letra de su canción que escuchaban los marineros quedaban encandilados con ella, Dalhut, cada noche uno de ellos acababa en su alcoba.

Durante el día festejaba con el que elegía, cortejándola. Las fiestas eran por las tardes, se cubría el rostro con una mascara negra y se llevaba al marinero a su dormitorio, durante la noche jugaba con el joven a su antojo haciendo de él lo que quería, al amanecer, la mascara por si misma se extendía por el cuello y la garganta de su compañero asfixiandolo hasta la muerte, una vez que caía muerto la mascara caía del rostro de Dahut, y esta pedía un jinete que se llevara el cuerpo inerte en su montura para que lo arrojara, como ofrenda al Océano en un lugar que se conocía como Bahía de los Muertos.

¿Te ha gustado? ¡Comparte!

Si este artículo te parece digno y valioso para compartir... ¡Hazlo ahora!

Publicaciones relacionadas

El Dorado la ciudad de oro

Se origina en el siglo XVI en Quito Ecuador. En el año 1530 Gonzalo Jiménez el conquistador, se topó con la tribu de los muíscas que habitaban en los Andes a la altura de Colombia, vieron que en sus ceremonias usaban mucho oro. Los

Leyenda del bosque de la ciudad

Mochicaui y su familia fueron cuidados por los dioses, los mandaron a vivir cerca de la laguna, cuenta la leyenda, que vivieron muchos años y cuando murieron fueron enterrados en ese lugar, ahí acudían muchos venados a tomar agua.

Edificio de la Inquisición fue lugar de injusticia

Leyenda de México. En el año 1956 la Escuela de Medicina ocupó la casona que en la época de la Colonia, fue residencia de la Inquisición de México. Su fachada, se destaca el escudo de la famosa Institución cortada en chaflán y la

Здесь tłumaczenia biuro tłumaczeń warszawa